La avispa asiática, un problema que no para de crecer

Durante el año pasado la Vespa Velutina, nombre científico de la avispa asiática, dió mucho trabajo a los servicios del Ayuntamiento bilbaíno. Fuentes del Ayuntamiento de Bilbao, en su resumen de actuaciones realizadas durante el año 2015, hablan de 464 salidas para retirar nidos de esta avispa que no sólo puede suponer un peligro para los vecinos que se topen con ellas sino que destruyen las colmenas de abejas al alimentarse de ellas.

La avispa asiática no es especialmente agresiva con las personas pero sí muy voraz con las abejas que carecen de defensa frente a ellas. Desde el consistorio se confía en una estabilización en su número en los próximos meses pero ese es un fenómeno temporal ya que ahora las reinas hivernan fuera de los nidos. Los expertos en plagas sabemos que tras un año tan venébolo en lo climátológico, y tratándose de una especie invasora sin practicamente rival, su número no hará más que aumentar con el paso del tiempo si no se toman medidas intensas para erradicar una especie que no es autóctona. Llegará la primavera y con ella el número de incidentes se multiplicará como ha venido haciendo hasta la fecha. Nosotros lo hemos notado en que cada vez retiramos más nidos de este “avispón invasor”